Viajes

¿Cómo viajar sin un Sugar Daddy?

Cada vez que viajo mis familiares, amigos y conocidos me dicen: ¿Otro viaje? ¿Cómo lo haces? y hasta algunos pensarán que tengo un “Sugar Daddy”… Pero no, el único «Daddy» que me ha pagado algún viaje es mi papá y eso fue cuando era menor de edad.

Por eso, decidí escribir esta entrada para contarles algunos tips que utilicé para viajar a 19 países y haber regresado a varios de ellos más de dos veces.

https://bit.ly/2xjPRow aquí puedes ver cual son los 19 países

Lo primero que quiero que tengan claro es que yo amo viajar y es uno de mis hobbies favoritos. Desde el día que se prendió mi chispa viajera (si quieres saber cuándo fue lee esta entrada https://bit.ly/2x7I5ik) la mayoría de mi salario es en pro a viajar y adquirir experiencias.

Uno de los grandes mitos que siempre escucho es que uno debe ser rico para viajar. Por favor, repite conmigo:

«NO TENGO QUE SER RICO PARA VIAJAR»

 

  1. DECIDE QUE REALMENTE NECESITAS Y CUALES SON AQUELLAS COSAS QUE PUEDES VIVIR SIN ELLAS

Algunas personas quieren vivir en una casa agradable, pero están dispuestas a conducir un coche no tan bonito. Otros prefieren vivir en un espacio reducido para vivir en el centro de la ciudad.

En la vida tomamos decisiones en base a nuestras prioridades y gustos, respóndeme:

¿Puedes vivir sin tomar todas las mañanas ese café gourmet de la tienda de la esquina? ¿Puedes cocinar en tu casa y no comprar comida todos los días en la calle? ¿Qué tan importante es para ti, tener el último modelo del IPHONE?

Desde luego, no hay ninguna necesidad de limitarse al 100% pero escoge sabiamente en que gastaras tu dinero y asegúrate que esto esté dentro de tu presupuesto y tu meta de ahorro para viajar.

Como aplico este consejo:

  • Decidí que puedo vivir sin ir todos los meses al centro comercial a hacer shopping y andar vestida de pies a cabeza con ropa de marca, no es lo mío.
  • Decidí que puedo vivir con las cosas básicas para maquillarme (solo tengo base, polvo y alguna que otras cositas) ya que no siento la necesidad de tener 20 labiales y si quiero pintarme las uñas lo puedo hacer yo misma, ni me mata asistir al salón de belleza para hacerme cambios de look brutales.
  • Decidí que prefiero pagarle a mis padres la renta y compartir el apartamento con ellos y con mis hermanas. Que eso no me debe hacer sentir menos independiente que las personas que viven y alquilan un apartamento solos, ya que aunque vivo con ellos me pago todas mis cosas pero entre todos nos ayudamos con los gastos de la señora que limpia y demás temas.
  • Decidí que puedo vivir sin pagar uno de los gimnasios más caro en Panamá y me inscribí a uno que me queda un poco más lejos y se llena más, pero su valor es 5 veces menor y tiene todo lo que necesito para hacer mis rutinas.
  • Decidí que por el momento puedo vivir sin carro. Yo trabajo desde una oficina que tenemos en el apartamento así que no necesito salir todos los días a trasladarme a mi trabajo. Adicional, mi iglesia queda a minutos caminando, el gimnasio también, los lugares donde frecuento quedan a pequeños minutos en taxi o uber; La verdad es que no he sentido la necesidad de comprarme un carro ya que siempre he sentido que un auto no es una inversión si no un gasto, pero sé que en algún momento lo compraré y más ahora que tengo un taller de mecánica con mi hermano (el mantenimiento me saldrá gratis jaja) pero es un tema que muchas veces ha rondado por mi cabeza entre un carro o “x” viaje y siempre me decido por el viaje. Sé que para otras personas es súper necesario tenerlo para transportarse a su trabajo, para llevar a sus hijos a la escuela, etc pero por el momento no ha sido tan vital para mí por lo que ya les comenté que todo me queda cerca de donde vivo y si no, tomo taxi o uber. En estos días quise irme a Veraguas y alquilé uno, así que no me complico por el tema del auto.

Para terminar con este consejo lo que quiero que entiendan es que si no eres una persona rica o no eres hijo/a de un multimillonario, te toca limitarte como a mí en cosas de tu día a día para poder ahorrar y viajar.

  1. ENCUENTRA UN LUGAR GRATIS PARA QUEDARTE

¿Tienes un amigo o familia que vive en algún sitio interesante? Planifica un viaje a su ciudad y consúltale si te puedes alojar con él. La mejor parte sobre alojarte con alguien que conoces es que te puede dar tips sobre qué hacer y qué visitar.

Incluso si no conoces a nadie en el destino que elegiste, puedes usar CouchSurfing, donde podrás ponerte en contacto con locales dispuestos a alojarte y/o mostrarte los alrededores de la ciudad.

Puedes también hacer housesitting. Por ejemplo, MindMyHouse cobra 20 dólares anuales para los socios y esto les permite conectar con alrededor de 18,000 propietarios de casas a través del mundo. Hay actualmente en el sitio aproximadamente 200 solicitudes de house sitter, y la mayoría requiere que cuides a sus animales mientras ellos están de viaje.

El cambio de casa es otra opción si posees tu casa. En sitios como HomeExchange, LoveHomeSwap, HomeLink e Intervac te permiten subir la información de tu casa, revisar la información de las casas que están disponibles para intercambiar y ponerte en contacto con algún miembro que estés interesado en hacer un cambio de casas. La mayoría de estos sitios solo te piden pagar una cuota mensual o anual para ser miembro.

¿No necesitas una casa entera o no quieres hacer couchsurfing? Intenta quedarte en un hostal. Estos sitios no son gratis pero son una opción de alojamiento buena y barata.

Quedarte en hostales o Airbn, dependerá del viaje que hagas, si lo que deseas es unas vacaciones donde te pasarás visitando lugares turísticos todo el día, no le veo mucho sentido a quedarte en un hotel vacacional de 5 estrellas, pero si tu idea de viaje es descansar y estar relajado, entonces si es una buena opción estos tipos de hoteles.

Como aplico este consejo:

  • El segundo viaje que hice fue a Chicago, me quede dos meses en la casa de unos amigos de mi hermana Micole. Luego de ahí, en muchos viajes me he quedado en casa de amigos, como cuando fui a Canadá a pasar las fiestas de fin de año con mi amigo Brian. En Italia para la boda de mi hermana me quede en una casa de la familia de mi cuñado, etc.
  • Nunca he hecho Housesitting pero si he hecho Couchsurfing en varios países, acompañada y sola. Estados Unidos, Brasil, Colombia, Rusia, Italia son algunos países donde he hecho esto.
  • Airbn también lo he utilizado, pero normalmente cuando he viajado en familia. En el último viaje a Europa, en Francia nos quedamos en una casa que alquilamos en este sitio web. Normalmente esta opción es más barata que quedarse en un hotel.
  • Los hoteles 5 estrellas tienen su encanto, pero prefiero no gastar en ellos. Pero me he quedado en un par como cuando viajé por primera vez a Disney World que me alojé en un hotel dentro de los parques que era súper lindo. Seguramente no sabes que me he ganado dos concursos de viajes internacionales, uno fue a Puerto Rico a conocer a Daddy Yanke con Cifrut y otro a Puerto Vallarta con la gente de Huawei, en los dos viajes me alojaron en unos hoteles lujosos y no voy a negar que no me gusto la comodidad pero siendo sincera me duele un poco gastar en estos hoteles cuando viajo, creo que los únicos hoteles caros que he pagado con mi plata es uno que queda en Taboga llamado Taboga Palace Spa Hotel y cuando quise celebrar mi cumpleaños en el Central Hotel de Casco Antiguo.
  1. TOMA TU TIEMPO

El tiempo es dinero, y cuando se trata de viajar, siempre hay una manera más lenta y más barata de llegar a dónde vas. Un taxi a través de New York te costará más de $100, el mismo viaje en metro cuesta $10.00 y esta regla se aplica en todo el mundo. Puedes ahorrar mucho dinero en efectivo, desde viajes de larga distancia hasta traslados al aeropuerto (casi siempre hay una opción de transporte público). Así que olvida el express y gasta tiempo en lugar de dinero.

  1. ENCUENTRA ACTIVIDADES GRATIS

Pon en Google: «Actividades gratis en…», y estarás sorprendido de cuantas cosas asombrosas puedes hacer en el día sin que te cuesta nada. Free Walking Tours en las ciudades, puedes visitar edificios religiosos, hacer un picnic en el parque, jugar deportes con locales, mirar puestas del sol. Los locales a menudo quieren mejorar su español u otro idioma extranjero y por lo tanto te invitarán a tomar un café o comida con ellos simplemente para tener una charla durante algunas horas contigo. Sé creativo, no todo debes pagarlo.

Los museos más bellos del mundo a menudo tienen un precio de entrada (o donación sugerida) que supera los $20 por persona. ¡Pero también suelen ofrecer horas gratuitas cada semana y un día libre cada mes, aprovéchalos!

Como aplico este consejo:

  • Me gusta mucho ir a los free walking tours, ya que normalmente solo pagas al final una propina. Por ejemplo, el día que fui con mi amiga Melissa a la comuna 13 en Medellín, le pagamos a un chico del mismo barrio para que nos diera un pequeño tour y nos explicara los grafittis. No siempre tienes que pagar los tours a grandes compañías, puedes buscar opciones más económicas como estas.
  • Antes de viajar busco en internet cual son los lugares recomendados para visitar y según mi presupuesto, elijo al final a cuales iré. A veces toca renunciar a unos por ir a otros. Por ejemplo, la primera vez que fui a Francia no subí a la torre Eiffel, pero este año que regresé, lo hice. A veces la vida te da la oportunidad de eso que renuncias, lo obtengas pero en otro momento.
  1. EMPACA COMO UN PRO.

Los viajeros experimentados saben que con una maleta ligera no solo es más fácil viajar, sino que también puedes ahorrar dinero en concepto de equipaje. Empaca temprano para que no te encuentres en modo de pánico y empaca la ropa enrolladas, no dobladas. No lleves tantos zapatos. En caso de duda, déjalo en casa. Nunca te arrepientes de las cosas que no empacas.

Como aplico este consejo:

  • Soy malísima aplicando este consejo. He viajado, tanto como mochilera como con maleta grande y nunca puedo lograr viajar ligero, siempre quiero llevar mil cosas. Eso sí, solo llevo las maletas que me permite el boleto de avión, nunca he pagado por llevar maletas extras.
  1. COME COMO UN LOCAL

Comer comida local puede mejorar tu experiencia de viaje. Pregúntales a los lugareños dónde les gusta comer, puede estar fuera de lo común, pero por lo general es más auténtico y a menudo más económico. Compra comestibles en el mercado local o en un supermercado, desayuna en tu hotel si está incluido y guarda algunos bocadillos en tu habitación para más tarde.

Como aplico este consejo:

  • En la alimentación no me gusta gastar tanto, y opto por no comer comida que fácilmente puedo encontrar en mi país. Cuando he viajado con mi familia, normalmente nos quedamos en lugares donde podemos cocinar.
  • Algo que te recomiendo es que saques un presupuesto para comer algunos días en algún restaurante exótico o famoso de la ciudad que visitas, para mi viajar no solo es conocer lugares bonitos, a mí me gusta hacer foddie travel. Cuando viajé a Colombia fui a un restaurante llamado “El Cielo”, donde el menú se divide en momentos gastronómicos y es comida molecular. En República Checa estaba decidida a encontrar un café en Praga, llamado Good Food Coffee and Bakery para probar su famoso cono de helado hecho de rosquilla.
  • No pretendo comer todos los días en un lugar como “El Cielo”, así que ajusto mi presupuesto y trato de comer comida diferente pero buena, rica y barata.

 

Te podría dar un montón de tips más, como que vueles en temporadas bajas, no compres mil souvenirs, vuela con escalas, vuela desde un aeropuerto alternativo, elige un destino barato, viaja durante la noche en tren o bus si son trayectos largos y tienes un dos por uno, el viaje y el alojamiento; Pero lo importante es que respondas antes de cada viaje esta clase de preguntas:

¿Puedo quedarme en un hostal porque voy a pasar la mayor parte de mi viaje visitando lugares de interés? ¿Hay alguna línea aérea low cost que vuela al destino que deseo visitar? ¿Puedo viajar ligero y así no tener que pagar por chequear maletas?, entre muchas más.

Porque de las respuestas de ellas dependerá tu travesía. Solo te puedo decir que si quieres hacerlo constantemente, tienes que pensar en la experiencia como el premio último. Todo lo demás es negociable.

Y antes de terminar esta entrada estoy más que segura que me dirás, Sara pero si no tengo ni para pagar la renta, la universidad y todo lo que me toca pagar en el día a día. Yo pasé por ahí, también fui estudiante y tuve que pagar la universidad privada y recuerdo que fue en los momentos que más me limité porque tenía en mente los viajes que quería hacer.

Gracias a Dios ahora me puedo dar un poco más de libertad porque soy de esas personas que no me quedo quieta y siempre estoy pensando en cómo generar dinero extra a mi trabajo formal.

Por otro lado, si para ti otras cosas son más importantes que viajar no hay nada de malo en eso, si para ti lo que te mata es hacer compras todos los meses o comprarte una guitarra o ponerle rines de lujo a tu carro, está bien. Esos son tus gustos y tus prioridades y esta bien, no todos tenemos los mismos pero no digas que para viajar hay que ser rico porque no es así. Seguramente tú estás mejor que yo económicamente pero tus gastos, gustos y prioridades son diferentes.

Pero algo si les puedo asegurar, nunca he dependido de un “Sugar Daddy” para viajar, ni para nada.

 

Escrito por: Sara Arosemena

5 Comments

  • Paty Martínez

    Quiero felicitarte por la decisión de compartirnos tus experiencias de vida, para darle prioridad a tu deseo de viajar. Es interesante todo el análisis qué haces para hacer uso racional de tus recursos económicos, para así ir creando el fondo necesario para tus viajes. Valoro este gran aporte que nos compartes, pues estoy segura que toda la información es valiosa y será puesta en práctica por cada una de nosotras que nos gusta viajar. Bendiciones en tu vida

  • gricel

    Gracias por tus consejos…algunos ya los llevo a cabo y me encanto el de poner lugares gratis para visitar!!!! no sabia q podiamos hacerlo!! al igual que vos trato de viajar seguido y a diferentes paises …por ahora america..saludos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Translate »